Los peluches, al congelador

Los peluches de los niños pueden juntar muchos ácaros del polvo, ya que en ellos hay cantidad de escamas de piel humana y cabellos, los alimentos preferidos de estos animales microscópicos.

Por eso se aconseja poner todos los peluches que no se pueden lavar a temperaturas altas una vez por semana, durante al menos una noche en el congelador, ya que los ácaros mueren cuando la temperatura es de 18 grados bajo cero.

Orsacchiotti al mare

Luego de este shock de frío, se puede lavar los peluches a una temperatura no tan alta. Si soportan 60 grados, se los puede poner semanalmente en la lavadora.

Dpa