Renovaciones en la casa: cómo sobrevivir a la empresa

Después de algunos años, cualquier casa necesita alguna reparación. Para evitar el caos, es importante planearla con antelación. La renovación del baño, por ejemplo, puede llevar muchas semanas. En esos casos, hay que pensar varias opciones: desde lavarse en la cocina o ducharse en casa de amigos hasta hacer uso de las instalaciones del gimnasio al que se va todas las semanas. O incluso instalar un baño químico delante de la casa. Otras recomendaciones incluyen:

Ordenar: Es bueno tener un plan para evitar el caos al cambiar las cosas de lugar. A veces ayuda hacer un bosquejo del hogar en el que se marca dónde está cada cosa y dónde se debe hacer lugar. A fin de cuentas, la rutina tiene que seguir funcionado durante la renovación. Una de las renovaciones más simples es pintar, ya que en esos casos sólo hay que despejar las paredes y basta con colocar los muebles en el medio del salón.

Appartamento, Rendering 3d progetto, interni

Para evitar la suciedad y el polvo, se recomienda quitar la puerta del salón a pintar y colocar sobre el marco un plástico bien tirante, de modo de mantener los pasillos y el cuarto contiguo lo más limpios posible. En el caso de los muebles, se recomienda cubrirlos con polietileno.

Establecer una secuencia: Para muchos trabajos es necesario establecer un orden. Si se van a renovar paredes y pisos, hay que empezar por las paredes. De esta forma, se evita que el piso nuevo termine con manchas de pintura o trocitos de empapelado. Lo mismo rige para el baño: si va a renovar las paredes, coloque el nuevo marco de la puerta sólo después. De esta manera, evita que la argamasa y el pegamento ensucien el marco. Otra regla simple pero lógica es que, si piensa renovar varios ambientes de la casa, vaya de uno en uno. Al fin y al cabo será necesario pasar las cosas del ambiente en el que se está trabajando a otro sitio de la casa.

Renovaciones en la casa: cómo sobrevivir a la empresa

Qué hacer con los escombros: Si la obra es grande, se recomienda instalar vertedores en ventanas o puertas que permitan que los residuos caigan directamente en los contenedores instalados frente a la casa. Para elegir bien el tamaño del contenedor, es importante contar con la medida aproximada de los escombros que se van a generar, así como su peso. Muchas veces pueden ayudar a hacer el cálculo quienes alquilan los contenedores.

Vivienda temporaria: Hay casos en los que es necesario mudarse por un tiempo a otro lado. Es importante abandonar el hogar cuando en la renovación se entrará en contacto con materiales como el asbesto, moho u otras sustancias perjudiciales para la salud. El asbesto puede provocar cáncer, por lo que tampoco puede ser removido por cualquier persona, sino que requiere tomar ciertos recaudos. Antes de mudarse, es importante calcular los costos del cambio de sede y reorganizar muy bien la rutina.

Evelyn Steinbach (dpa)